viernes, 25 de mayo de 2018

En Colombia, Petro anda bien en las encuestas y en riesgo de ser asesinado

Aunque con otro estilo, Gustavo Petro puede ser considerado el segundo Gaitán, por su extendido liderazgo y la densidad de sus planteamientos. Jorge Eliécer Gaitàn fue asesinado en Bogotá el 9 de abril de 1948, cuando despuntaba como líder del Partido Liberal de gran arrastre popular y compromiso de cambio a favor de las mayorías empobrecidas por el predominio de las oligarquías.
MANUEL ISIDRO MOLINA 
La oligarquía mafiosa colombiana no se anda por las ramas: cuando de asesinar candidatos presidenciales opuestos al estatus de control liberal-conservador ("la derecha" histórica de allá) se trata, pues salen y los tirotean con sus sicarios a sueldo. Así ha sido, y pudiera ocurrir durante las próximas semanas con el ex alcalde de Bogotá y senador Gustavo Petro, candidato el movimiento Colombia Humana.

Su riesgo es cada vez mayor, pues en todas las encuestas para la primera vuelta electoral del domingo 27 de mayo, aparece como segundo favorito: "Si las encuestas no yerran, se medirá en un balotaje el 17 de junio con el derechista Iván Duque, apadrinado del expresidente Álvaro Uribe (2002-2010)", según escribe la periodista Marcela Rodríguez en reportaje de la agencia AFP publicado en el diario El Espectador https://bit.ly/2IR1IPG ).

Manuel Díaz, un partidario de Petro, lo refleja en su cuenta de Facebook-El Espectador con este encabezamiento: "Entérese por qué la mayoría de colombianos no queremos más de lo mismo".

Su enumeración histórica es no solo interesante sino estremecedora:

"1º   En Colombia han sido elegido 114 presidentes. Todos liberales o conservadores.

"2º       En nuestro país no se ha elegido un presidente de izquierda porque a quienes se lanzaron como candidatos presidenciales, los mandaron matar. Entre ellos:

"Jorge Eliecer Gaitán, 9 de abril de 1948

"Jaime Pardo Leal, 2 de octubre de 1987

"Luis Carlos Galán S., 18 de agosto de 1989

"Bernardo Jaramillo, 22 de marzo de 1990

"Carlos Pizarro Leóngómez,  26 de abril  de 1990  
 
"Manuel Cepeda Vargas, 9 de agosto de 1994 

"Todo por pensar diferente, por creer que los pobres tienen el derecho de vivir con dignidad.

"3º     Los homicidios, masacres y violaciones más crueles del mundo, fueron ordenadas por ellos o por causa de sus malos gobiernos. Les recuerdo algunos:

"3.1      'Guerra de los mil días'. Octubre 17 de 1899 al 21 de noviembre de 1902. Gobierno conservador de Manuel Antonio Sanclemente.

"3.2         'Masacre de las bananeras', entre el 5 y 6 de diciembre de 1928. Solo necesitaron dos días para asesinar a 1.800 humildes trabajadores y dejas 100 heridos. Gobierno liberal de Miguel Abadía Méndez, quien dio la orden de actuar en favor de la empresa de EE. UU. United Fruit Company.

"3.3       'El Bogotazo', 19 de abril de 1948. Gobierno conservador de Mariano Ospina Pérez. Un sicario a sueldo había dado muerte a Jorge Eliecer Gaitán. Primer candidato presidencial de izquierda. Ahí se inició la cruel guerra que han venido sosteniendo 26 gobiernos, hasta nuestros días. Hoy en proceso de paz.

"Todos estos mandatarios, han sostenido una 'democracia' a fuerza de asesinatos, violencia, homicidios, violaciones, masacres y desplazamientos, a través de muchas operaciones encubiertas... Sin contar los falsos positivos y la macabra idea de Uribe Vélez con las Convivir, que luego las denominarían como AUTODEFENSAS que apoyadas por el ejercito descuartizaron a machete y motosierra".

Logro "inimaginable"

El cuadro político de Colombia, con siete bases militares estadounidenses para el monitoreo y control de Suramérica por parte del "Comando Sur" del Ejército más poderoso del mundo, sufre cambios vertiginosos que todavía no son apreciados en toda su potencialidad. La guerra con las FARC va quedando atrás, pero la matanza de ex guerrilleros y líderes obreros, sociales y campesinos sigue siendo una constante, como ocurrió grotesca e impunemente con miles de dirigentes de la Unión Patriótica (UP):

"Dos candidatos presidenciales, los abogados Jaime Pardo Leal y Bernardo Jaramillo Ossa, 8 congresistas, 13 diputados, 70 concejales, 11 alcaldes y alrededor de 3500 de sus militantes (otras fuentes aseguran que fueron unos 5000) fueron sometidos a exterminio físico y sistemático por grupos paramilitares, miembros de las fuerzas de seguridad del Estado (ejército, policía secreta, inteligencia y policía regular) y narcotraficantes;2​ los sobrevivientes al exterminio abandonaron el país.3​ Estos asesinatos de los miembros de la UP en los años 80´s y 90´sfueron declarados en 2014 por la Fiscalía General de la Nación como delitos de lesa humanidad, al concluir que se trató de un plan por parte de sectores políticos tradicionales, en alianza con agentes de seguridad del Estado, narcotraficantes y paramilitares, para impedir el ascenso de movimientos de izquierda en la política colombiana". https://bit.ly/2J2XOXd 

Como lo escribió Marcela Rodríguez, "Petro ha conseguido lo que parecía inimaginable: que la izquierda llegara a una elección con opciones de gobernar a este país de 49 millones de habitantes y aliado tradicional de Estados Unidos".

La diferencia entre Duque y Petro
Esta primera vuelta del domingo 27, está capitaneada en términos de liderazgo por Gustavo Petro frente a los ex presidente Álvaro Uribe Vélez -uno de los más asesinos y mafiosos gobernantes colombianos-, senador y jefe de la mayor fuerza derechista colombiana hoy; y Andrés Pastrana, un conservador de capa caída, firmante de los acuerdos con EEUU para el establecimiento de las siete bases militares del Comando Sur; quienes hicieron un pacto político para el control del poder, y son los verdaderos jefes de Iván Duque, candidato del uribismo rabioso y pendenciero. Al presidente saliente Juan Manuel Santos no le queda otra, que sumar agua a ese molino para la segunda vuelta del 17 de junio próximo, por lo que Petro y sus apoyantes se enfrentarán a un reto extraordinario, un duelo nunca visto en Colombia.

"¿Crónica de una muerte anunciada?"

La eventualidad del asesinato de Gustavo Petro no es algo superfluo, producto de alarmismo o amarillismo periodístico. Ya el viernes 2 de marzo pasado en Cúcuta, reino del paramiliaterismo uribista, ocurrió una primera señal:

La caravana de Petro, entrando al parque Santander fue atacada durante una rara emboscada en la que habrían participado la policía local y activistas contrarios a su candidatura presidencial que en grupo mínimo trataron de provocar una trifulca con más de dos mil manifestantes de la campaña de Colombia Humana, como lo recogió entre muchos otros medios colombiainforma.info ( https://bit.ly/2xfjB9k ). 

El blindaje de la camioneta en la que se desplazaba Petro, impidió un posible magnicidio: "las balas no atravesaron los vidrios". Pero, el hecho fue banalizado y quedó en el camino de la campaña como un ligero ataque con piedras de algunos exaltados oponentes del uribismo cucuteño, cuyo control mafioso del narcotráfico, la "parapolítica", el lavado de dinero y el contrabando desde Venezuela es suficientemente conocido, tanto como el grado de impunidad que se le ha garantizado.

Desde acá, la convulsa y agobiada Venezuela, observamos que Colombia está demasiado tranquila hacia la primera vuelta del 27.05.2018, pero sabemos que la procesión va por dentro. Su mafiosa oligarquía está bien montada y decidida a acabar con la euforia popular que ha cosechado Gustavo Petro, quien dicho por todos "ha llenado todas las plaza" a lo largo y ancho del país. El riesgo es alto: a la colombiana, los votos son la máscara, algo más formal que real con cerca del 70 por ciento de abstención en comicios presidenciales, recurrentemente las balas asesinas hacen la realidad. 
Caracas, 25.05.2018


miércoles, 23 de mayo de 2018

1.777 soldados profesionales de la GNB fueron dados de baja por indisciplina y abandono de sus responsabilidades ("estado difuso")

Mayor general Richard Jesús López Vargas,
comandante general de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB)
1.777 soldados profesionales de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) fueron dados de baja por indisciplina y abandono de sus responsabilidades, según decisión motivada del comandante general de ese componente de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, mayor general Richard Jesús López Vargas, el pasado 2 de mayo de 2018.

La decisión está contenida en el oficio Nro. GNB-CG 40373, contentivo de 51 folios incluyendo la lista de los separados administrativamente de la GNB en resguardo del patrimonio público, "la disciplina, la obediencia y la subordinación" en la FANB, según los numerales primero, segundo y tercero del trámite ordenado por el comandante general López Vargas.

Las tropas profesionales afectadas por tal directriz administrativa, fueron declaradas en "estado difuso" después de haber "hecho caso omiso al llamamiento de sus Comandantes naturales, creando un ambiente de desobediencia e indisciplina" dentro de la GNB.

A continuación, fotostatos de la referida decisión militar:
Primera página del Oficio Nro. GNB-CG 40373.


.
"decidieron no regresar a sus unidades..."

.
Lista del 11 al 47 de los dados de baja.

.

Lista del 48 al 84. 

.
Al final, con 1.777 afectados, el mayor general López Vargas ordena el "Cúmplase" con su firma.





martes, 22 de mayo de 2018

PASANDO LA HOJA / 20M: ¿Qué ocurrió y qué puede ocurrir?



MANUEL ISIDRO MOLINA
Antes del pasado 20 de mayo, cuando amigas y amigos preguntaban “¿qué va a pasar…?”, invariablemente les respondía: “Va a ganar Maduro… y la abstención puede estar en el orden del 55 por ciento”. Con desagrado, se mostraban incrédulos, unos porque imaginaban (o deseaban) una abstención de más del 80 %; y otros porque soñaban –sin base alguna- que Henri Falcón podría ganar la elección. No es “bola de cristal”, es análisis político sin manipulaciones ni típicos engaños del “marketing político” (mercadeo de la política).

“Hacia el 21 de mayo” formule algunas previsiones:

“1.- El triunfo de Maduro consolida el control inestable y vicioso del poder por parte del Psuv y los militares mafiosos (activos y retirados).

“2.- La ‘oposición’ estará más fraccionada y aturdida, sin posibilidad inmediata de recuperar algo parecido a la MUD-2015. 

“3.- Los opositores neoliberales y vendepatria seguirán el curso pautado por el uribismo y Trump, eje fundamental que incluye a Pastrana y Santos. Así, procurarán el establecimiento de un mayor cerco internacional, que puede escalar a nivel comercial y tecnológico, cono ya lo hace el gobernador de La Florida. No veo posibilidad de cambios en la OEA y la ONU en contra del gobierno de Maduro. 

“4.- Hacia el final del año 2018, puede materializarse un cerco militar camino a una aventura bélica, que no se puede descargar visto el acumulado Obama-Trump en el Comando Sur. 

“5.- El gobierno tiene capacidad de maniobra, dadas las debilidades de lo que fue la MUD y la ausencia de un proyecto alternativo creíble, sensato y abiertamente anti-militarista y anti-delictivo”. https://bit.ly/2GuxU9n

Mucho antes, el 17.02, adelanté un análisis de coyuntura titulado “Maduro corre solo”:

“Oficializada esta semana, la negativa de Lorenzo Mendoza (Polar) a postularse como candidato presidencial independiente –lo informé de forma exclusiva en esta columna, el pasado 03.02.2018 (web )-, la Mesa de Unidad Democrática (MUD) quedó maltrecha, dividida profunda e irreversiblemente y con varios aspirantes presidenciales sin suficiente reconocimiento público (algunos dan pena ajena), como para siquiera darle un ‘susto’ al presidente-candidato, quien no oculta su euforia… Y como la dirigencia de la MUD anda tan destartalada, inconexa y vocinglera –con su loca franja vendepatria que ruega por una ‘invasión, ya’-, pues Maduro corre solo, es decir, sin resistencia orgánica suficiente como para perder la elección (…) aun siendo minoría en el país, como lo indican todas las encuestas de opinión conocidas”.

En consecuencia, valió una apreciación que tampoco gusta mucho a quienes han caído en lo que llamo “cultura del quejido”:

Solo un nuevo proyecto político coherente, realista, decente, confiable y respetable -intérprete de los profundos y verdaderos intereses de nuestro pueblo y el desarrollo estratégico de la nación-, podría derrotar a Maduro el 22A. Pero, no existe; no hemos sabido ni querido imaginarlo, y menos construirlo como demanda el momento histórico. ¡Corruptos, mezquinos y payasos, sobran! No por casualidad, ‘el tuerto es rey’”. https://bit.ly/2IqNgxb

La votación declinante de Maduro y el chavismo
Desde el gobierno están haciendo fiesta por los resultados del 20M, y en algo se justifica porque salvaron el pellejo, literalmente, en medio de una tragedia histórica sin precedentes, cuyos culpables son muchos pero el principal sigue siendo la naturaleza de la gestión Chávez-Maduro: una mezcla muy particular de autoritarismo, militarismo, trasnocho izquierdoso, corrupción mafiosa, ignorancia, irresponsabilidad histórica y sinvergüenzura.

El acumulado histórico del Consejo Nacional Electoral ( cne.gob.ve ) permite acceder incluso a cifras de su predecesor Consejo Supremo Electoral, para no discutir en el aire lo que ha ocurrido ni lo que puede ocurrir en Venezuela.
En materia presidencial, los números no mienten, vienen en baja para la opción presidencial del PSUV desde 2012, cuando Hugo Chávez fue enfrentado por la oposición unida con la candidatura de Henrique Capriles Radonski:

07.10.2012 - Hugo Chávez 8.191.132 votos (55%)
Abstención: 18 %

13.04.2013 – Nicolás Maduro 7.505.338 votos (50 %)
Abstención: 20 %

20.05.2018 – Nicolás Maduro 6.190.612 votos (68 %)
Abstención: 54 %.

Esa es la más alta abstención para una elección presidencial en la historia electoral venezolana, pero no en América Latina, pues países como Colombia y Chile son muestras del desapego electoral de las mayorías de sus ciudadanos, algo que no pueden ocultar Juan Manuel Santos ni Sebastián Piñera, acérrimos atacantes del gobierno de Maduro. El primero de ellos fue electo sobre 59,3 % de abstención más 6 % de votos nulos, es decir, solo hubo en su elección 35 % de votos válidos contra el padrón electoral ( https://bit.ly/2s23uWX ); y para el segundo pesa el 56 % de abstención ( https://bit.ly/2kepytJ ). Ninguno de los dos puede decir mucho sobre el 54 % registrado el 20.05.2018 en Venezuela; tampoco, sus gobiernos. Y el caso de Michel Temer, un presidente no electo en Brasil -producto de un arrebatón parlamentario contra Dilma Rousseff- es simplemente una obscenidad. Lo que quiero significar es que es un asunto de exclusiva competencia de venezolanos y venezolanas, lo que ocurrió el 20M en Venezuela.

El problema real de Maduro en su baja histórica
Políticamente, para el presidente Nicolás Maduro, el problema es su aparentemente indetenible baja histórica, no ya en términos de opinión pública (todas las encuestas lo ubican con alrededor de 20 % de favoritismo). Su liderazgo nunca ha sido sólido, aunque ha cabalgado sobre “el legado de Chávez”, cuya voz todavía retumba día y noche por el circuito público de radio y televisión, en forma abusiva.

Ante la inmensa mayoría de los venezolanos, nuestro presidente carece de legitimidad y liderazgo: alrededor de 80 % lo rechaza. Ello se le complica con el adicional rechazo o inconformidad de parte importante del chavismo que aún se mantiene atado al gobierno, bien por convicción, ora por oportunismo o temor a perder beneficios provenientes de políticas sociales y de dádivas dinerarias recurrentes a través del “Carnet de la Patria”.

¿Y cómo fue electo?
Esta es la pregunta clave, cuya respuesta nada tiene qué ver con el auto engaño presidencial expresado pendencieramente desde la tarima montada en Miraflores, la noche del domingo 20.  

Esa lectura oficial entra en el ámbito de la propaganda, pero en la realidad Maduro y el Psuv han logrado aferrarse al poder a punta de maña, abuso de poder y coacción de la burocracia nacional, regional y municipal para que no abandonen el barco. Nada diferente a lo que han hecho con centenares de miles de personas necesitadas del auxilio gubernamental para su sobrevivencia, con el control despiadado mediante el “Carnet de la Patria” y las cajas o bolsas “Clap”, algo tan miserable como censurable: más bien, censurable por miserable. Sobran testimonios y denuncias, las cuales deben ser recogidas para la historia y la dignificación de la política y la función pública. Estas coacciones han sido lo más asqueroso del triunfo de Maduro.

Esa dura crítica, para nada, desestima el caudal legítimo de los partidarios del gobierno y seguidores del “llegado de Hugo Chávez”, también en mengua. Penetrado por la corrupción y el control mafioso en áreas clave del gobierno y la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), el chavismo es una fuerza decreciente aunque hábil en el manejo ilegal de recursos públicos, la coacción y las prácticas delictivas impunes. Aún ganando formalmente la elección del 20M, Maduro, el PSUV y la FANB tienen ante sí el reto de su regeneración moral bajo riesgo de sucumbir despreciados y odiados por los incuantificables daños causados a la nación y las afrentas a nuestra dignidad como pueblo bolivariano y latinoamericano.

Si algo demuestra lo anteriormente señalado, es el porcentaje real de votos obtenidos por el Gran Polo Patriótico (¿existe?) en relación al total de inscritos en el Registro Electoral: 20. 582.113 (20.374.829 votantes en Venezuela y 107.284 en el exterior). Los 6.190.612 votos  obtenidos por Maduro, representan el 30,38 % del padrón electoral oficial del CNE. Solo como referencia, los 8.191.132  obtenidos por Hugo Chávez en 2012, representaron el 43,33 % del padrón electoral de 18.903.143 ciudadanos. Estamos hablando de 13 puntos menos entre 2012 y 2018, lo cual es crítico pero no significa que el chavismo oficialista sea hoy una fuerza desdeñable o fácilmente derrotable.
Las debilidades de la “oposición” es otra historia, también larga, que abordaré en otra oportunidad. Claro, se sabe que por regle general, esas falencias han sido el mejor aliado del gobierno Chávez-Maduro, y esta vez no fue la excepción.

¿Qué puede ocurrir?
Lo que viene es una agudización de la macro crisis que ya nos agobia. El pueblo está asfixiado por el proceso especulativo hiperinflacionario, en medio de una economía delictiva, claramente con enclaves mafiosos desde el sector financiero gubernamental hasta las mafias colombianas que desangran nuestra economía, pasando por el “bachaqueo” y la descapitalización de Venezuela.

El gobierno de Maduro –tal como ha sido- no podrá enfrentar exitosamente este desastre creado por sus pillerías y arbitrariedades junto con las insensateces de una oposición irresponsable y vendepatria. La embestida del gobierno estadounidense se intensificará desde lo financiero y económico hacia lo científico, tecnológico y cultural, algo muy parecido a lo que desde 1961 Washington le ha impuesto a Cuba. Trump y sus halcones tienen como aliados a los gobiernos de Brasil, Colombia y Guyana en nuestras fronteras terrestres al sur, oeste y este, respectivamente; el concurso de gobiernos ideológicamente militantes del neoliberalismo y el pro imperialismo como los de Argentina y Perú; y casos raros como el gobierno de Panamá, algo ridículo por servil y pretencioso. La Unión Europea parece haber frenado un poco el inicial frenesí agresor contra el gobierno venezolano, lo cual no significa que no pueda embarcarse en la aventura trituradora que han procurado personajes de la política criolla como María Corina Machado, Julio Borges y Antonio Ledezma, por solo mencionar tres, sin importarles los enormes sufrimientos que causan a nuestros compatriotas.

A lo interno, la fraccionada “oposición” tradicional –cuyos antecedentes inmediatos son la Coordinadora Democrática y la Mesa de Unidad Democrática, ambas extinguidas en medio de grandes derrotas- no parece amenaza real para el gobierno de Maduro, empeñados como están sus dirigentes en resolver la crisis desde el exterior, sin descartar una invasión colombo-estadounidense, ya planificada por el Comando Sur del Ejército de Estados Unidos.

En definitiva, seguimos entrampados. Venezuela sufre la desdicha de un liderazgo político mediocre, corrupto e irresponsable, acostumbrado a colocar sus bolsillos, los personalismos y las aspiraciones de grupos por encima de los intereses de la patria y de las reales necesidades y anhelos del traicionado pueblo venezolano.

En todo caso, Washington se ha convertido en el centro de la política venezolana, como nunca antes. El alto riesgo radica en que el gobierno de EEUU está en manos de un presidente minoritario -bastante loco y rodeado de fanáticos imperialistas- que en muy poco tiempo ha encendido escenarios conflictivos de diversas índoles y niveles de riesgo con Corea del Norte, Rusia, China, Siria, Irán, México y la mismísima Unión Europea. Y, por supuesto, con Venezuela siguiendo la pauta de sometimiento imperial continental que les viene desde 1823 con la “Doctrina Monroe”.

Trump –como lo prometió en su campaña en 2016- busca hacer buena su promesa: “Estados Unidos volverá a ganar guerras”, por lo que Venezuela puede ser un escenario apropiado con las 7 bases del Comando Sur en Colombia y otras dos en Aruba y Curazao, el apoyo del ejército de Brasil y las bases de aprovisionamiento de tropas y logística en Guatemala, Panamá, Puerto Rico y La Florida, sede de esa rama militar estadounidense que cubre El Caribe, Centroamérica y Suramérica. Temas serios, que no aparecen por ningún lado en la “agenda política” criolla, pero gravitan sobre la realidad y deben ser asumidos por cualquier proyecto político alternativo responsable, honesto intelectualmente y probo en su visión de la vida.

jueves, 17 de mayo de 2018

Gerentes de Credicard presos en el Sebín tienen boletas de excarcelación pero Gustavo González López no las recibe y los mantiene privados de libertad

Gustavo González López, director del Sebin, se niega a recibir las bolestas judiciales de excarcelaciòn de los cinco gerentes de Credicard privados de libertad desde diciembre de 2016.

MANUEL ISIDRO MOLINA

"Nuevamente con características objetivamente antidemocráticas el director del SEBIN, Gustavo González López, mantiene privados de libertad a cinco gerentes de CREDICARD  no obstante que el Juzgado 32 de Control de Caracas, a cargo de la jueza Ana María Gamuzza, en fecha 6 de abril de 2018 decretó la libertad de los enjuiciados, luego que el Tribunal Supremo de Justicia, en Sala de Casación Penal, declaró con lugar la solicitud de avocamiento interpuesto por los abogados defensores", nos informaron confidencialmente.

 Los imputados y privados de libertad desde diciembre de 2016, son  GERALDINE FRANCIS ABREU CUMARÍNLAURENTZI BILBAO RANGEL, JOSÉ MARÍA MONTAÑÉZ RODRÍGUEZVÍCTOR ALEJANDRO GAGO COUTY y CLARIÓN ADALBERTO SUÁREZ LÓPEZ, por orden del Tribunal Militar Primero de Control del Circuito Judicial Penal Militar, pero el TSJ decidió remitir el expediente a la Presidencia del Circuito Judicial Penal del Área Metropolitana de Caracas para que previa distribución sea asignado a un Tribunal de Primera Instancia en Funciones de Control que seguirá conociendo de la causa. Así mismo, se acuerda remitir copia certificada de la presente decisión al Ministerio Público, para que designe el Representante del Ministerio Público en Fase Intermedia.


-Desde el 6 de abril de 2018,  en que el Juzgado a cargo de la jueza Gamuzza, decretó la libertad de los enjuiciados,  hasta la fecha el SEBÍN  se ha negado a recibir las boletas de excarcelación alegando razones de carácter técnico con el funcionamiento del sistema informático y expresas instrucciones superiores en franca violación a la orden judicial de excarcelación del Poder Judicial, indicaron los defensores.

 Dichos ciudadanos  permanecen ilegalmente presos desde hace más  quinientos días, ya que fueron privados de su libertad personal en  diciembre de 2016, por la presunta comisión de delitos de "traición a la patria y sabotaje al sistema informático", cargos que todos ellos han negado.


Los cinco encausados y ahora privados de libertad ilegal y arbitrariamente, se encuentran recluidos en las dependencias del Sebin en El Helicoide, donde desde ayer mièrcoles 16.05.18 se han producido alteraciones graves de orden interno por protestas de presos políticos que reclaman su libertad, tambièn cobijados por decisiones judiciales a su favor, y le celeridad en los procesos judiciales respectivos.